La inteligencia emocional te ayudará a encontrar un buen trabajo

0
Interacciones
La inteligencia emocional te ayudará a encontrar un buen trabajo
Compártelo en:
La inteligencia emocional es una cualidad que ayuda a cualquier perfil profesional. Existe un componente innato, aunque también se desarrolla gracias a factores socioambientales favorables. Pero si faltan estas condiciones, hay una buena noticia: es una cualidad que se puedes aprender y potenciar.

La inteligencia emocional en la búsqueda de empleo

La inteligencia emocional es la capacidad para reconocer los sentimientos propios y ajenos. La inteligencia emocional se denomina también inteligencia social, aunque no son exactamente sinónimos. Dentro de una organización social como es una empresa, esta cualidad será muchas veces de más utilidad que otros tipos de inteligencia. Para conseguir un empleo es fundamental autoconocerse. Por un lado, determinar dónde quieres dirigirte, cuáles son tus afinidades, dónde te encuentras a gusto. Por otro, hacer una retrospectiva y extraer lo que constituye tu esencia, lo que puedes aportar específicamente tuyo frente al resto de candidatos.

¿Cómo desarrollar tu inteligencia emocional?

Existen cuatro eslabones fundamentales que forman una sólida cadena para fortalecer la inteligencia emocional. Todos estos aspectos se encuentran representados en nuestro ecosistema laboral y nos acompañan a lo largo de nuestra trayectoria. Así puedes conseguir tu empleo ideal.

  • Capacidad para estar conectado con sigo mismo.
  • Habilidad para automotivarse, gestionar el estrés y recuperarte de lo que consideras como fracasos.
  • Relación con los demás, tu destreza a la hora de entenderlos y ponerte en su lugar.
  • Habilidad de relacionarte, llegar a acuerdos y conectar con los que te rodean.

Gracias a la inteligencia emocional podrás progresar

En una fase inicial en tu carrera, la inteligencia emocional se refleja en tu forma de determinar las metas que quieres alcanzar. Te ayudará a tejer una red de contactos que se irá consolidando con el tiempo. Las presiones y los fracasos serán más llevaderos si gestionas adecuadamente las emociones. Cuando ya has conseguido afianzar una trayectoria, los retos no se han acabado. Los procesos no se resuelven de la misma manera siempre y tienes que adaptarte.

Una de las cualidades más valoradas en un buen líder

La inteligencia emocional es una de las cualidades que destacan como deseables en un buen líder. Es importante saber conectar con las personas a las que se está coordinando, entender sus motivaciones y los valores que destacan en cada una. La comunicación debe ser clara y concisa, efectiva. Y el saber dónde se dirige el barco y si el casco está en condiciones para navegar también es fundamental. Esto no lo consigue solucionar la estadística ni la lógica por sí solas. Se resuelve también atendiendo y sabiendo hacer frente a las emociones que se reflejan en los demás y las que se generan en el interior de quien lidera.

0
Interacciones